¿Qué puedo y qué no puedo hacer con mi dron?

Respuesta a las preguntas sobre qué puede y qué no puede hacer con su drone:

  • No podrá superar de ninguna manera los 120 metros de altitud ni a una distancia superior a 500 metros y es obligación del usuario tenerlo siempre a la vista.
  • No es necesario ser piloto pero sí se debe saber volar con seguridad.
  • El usuario del drone es el responsable de los daños que éste ocasione.
  • Solo podrá volar su drone en zonas habilitadas para ello como zonas de vuelo de aeromodelismo o zonas despobladas.
  • No podrá volar el drone en zonas urbanas ni sobre aglomeraciones de personas (manifestaciones, bodas, playas, etcétera).
  • No puede poner en peligro a terceros.
  • Prohibido utilizarlo por las noches aunque tenga luces para ello.
  • Prohibido hacerlo volar cerca de aeropuertos, aeródromos, etcétera.
  • Prohibido utilizarlo en zonas de parapente, paracaidismo, helipuertos o aeródromos.

Para utilizar el drone como hobby o vuelo recreativo no es necesario tener un permiso de la Agencia Estatal de Seguridad Aéreo pero sí para darle cualquier otro uso. Recordar que el mal uso de un dron puede suponer en multas de hasta 225.000 euros.